"Nothing needs to be feared, only understood. Now is the time to understand more so we may fear less"


Marie Curie

Venga, ahí va mi carta de presentación:

Me llamo Irene, tengo 30 años y soy bióloga y psicóloga, especializada en nanomedicina y nutrición.

Pero como sé que eso no te interesa y que solo has venido aquí a cotillear, voy a dejar la titulitis para Linkedin; y a contarte un par de cosas que no tienen nada que ver con este blog (nada de nada, pero mucho más interesantes que mi currículum, dónde va a parar). Tampoco tengo una historia emotiva sobre cómo he llegado aquí y por qué me ha dado por escribir en un blog. Así que he decidido escribir cuatro chorradas sobre mí, porque algo tendré que poner en esta sección… jajaja!


Cosas MUY interesantes

lamonasapiens

1. Adoro a los gatos. Mucho. Tanto que no he podido resistirme a poner una foto de mis dos pequechos: Miausa y Tigretón. Estoy pensando en hacerles un youtube o algo… Tigretón Reggaeton, ¿cómo lo ves?

2. Vivo en Alemania. Espero que no por mucho tiempo… aquí es fácil convertirse en negacionista del calentamiento global. Winter is here. Always.

3. Estoy aprendiendo hindú . Sí, llevo 2 años en Alemania y en vez de aprender alemán me he puesto a aprender hindú. En hindú puedo argumentar que el calentamiento global existe:  आज बहुत गर्मी है!  En alemán… Empujenestrujenbajen?

4. Lo que más me gusta hacer en mi tiempo libre es pintar. Por lo visto se me da bien el dibujo (eso dicen). La verdad es que con 30 años de práctica una mejora mucho. Tenías que ver los primeros dibujos… El caso es que me apasiona tanto el arte que estuve muy cerca de estudiar Bellas Artes en lugar de ciencias. No lo descarto en un futuro 😀 .

5. Tengo un problema de indecisión laboral. Igual ya te habías dado cuenta… que si psicología, que si biología, nanotecnología, nutrición, fitness, periodismo científico, bellas artes, literatura… y hablo en serio cuando digo problema, me gusta todo y me resultaría imposible decidir una sola profesión. Eso sí, no sé lo que es el aburrimiento 😛 .

6. Estuve en el Amazonas (Perú) de voluntaria en una reserva animal. Esta es mi mejor historia. Puedes dejar de leer a partir de ahora, no he hecho nada más emocionante que esto.

7. Me encanta teñirme el pelo. Desde el negro al rubio Daenerys, pasando por el rojo sirenita y el naranja butano. Me faltan los azules y verdes… Nada, que ya he pasado por todo el arcoiris. Ahora mismo llevo un rosita.

8. Estoy escribiendo un libro (ya te dije que me gustaba todo… bueno, menos la política, todo tiene su límite). Más que un libro es un mundo de fantasía que llevo creando desde los 17 años. Mi intención es ser reconocida mundialmente a la altura de Tolkien, por supuesto.

9. Escribo en un blog. Esta no te la esperabas, eh?

lamonasapiens

1. Adoro a los gatos. Mucho. Tanto que no he podido resistirme a poner una foto de mis dos pequechos: Miausa y Tigretón. Estoy pensando en hacerles un youtube o algo… Tigretón Reggaeton, ¿cómo lo ves?

2. Vivo en Alemania. Espero que no por mucho tiempo… aquí es fácil convertirse en negacionista del calentamiento global. Winter is here. Always.

3. Estoy aprendiendo hindú. Sí, llevo 2 años en Alemania y en vez de aprender alemán me he puesto a aprender hindú. En hindú puedo argumentar que el calentamiento global existe:  आज बहुत गर्मी है!  En alemán… Empujenestrujenbajen?

4. Lo que más me gusta hacer en mi tiempo libre es pintar. Por lo visto se me da bien el dibujo (eso dicen). La verdad es que con 30 años de práctica una mejora mucho. Tenías que ver los primeros dibujos… El caso es que me apasiona tanto el arte que estuve muy cerca de estudiar Bellas Artes en lugar de ciencias. No lo descarto en un futuro 😀 .

5. Tengo un problema de indecisión laboral. Igual ya te habías dado cuenta… que si psicología, que si biología, nanotecnología, nutrición, fitness, periodismo científico, bellas artes, literatura… y hablo en serio cuando digo problema, me gusta todo y me resultaría imposible decidir una sola profesión. Eso sí, no sé lo que es el aburrimiento 😛 .

6. Estuve en el Amazonas (Perú) de voluntaria en una reserva animal. Esta es mi mejor historia. Puedes dejar de leer a partir de ahora, no he hecho nada más emocionante que esto.

7. Me encanta teñirme el pelo. Desde el negro al rubio Daenerys, pasando por el rojo sirenita y el naranja butano. Me faltan los azules y verdes… Nada, que ya he pasado por todo el arcoiris. Ahora mismo llevo un rosita.

8. Estoy escribiendo un libro (ya te dije que me gustaba todo… bueno, menos la política, todo tiene su límite). Más que un libro es un mundo de fantasía que llevo creando desde los 17 años. Mi intención es ser reconocida mundialmente a la altura de Tolkien, por supuesto.

9. Escribo en un blog. Esta no te la esperabas, eh?

Y hablando del blog…

Verás, lo cierto es que me falta el tiempo. Con suerte consigo escribir una entrada cada uno o dos meses. Entre el trabajo, los estudios de nutrición, aprender hindú, el Instagram (¡no veas el tiempo que come eso!), y los 1001 proyectos que tengo no me da la vida ni para ducharme.

No te voy a engañar: es estresante. Aunque escriba por gusto (por ahora no es más que un hobby), me siento mal si no lo hago a menudo, si no mantengo al menos un mínimo de una publicación al mes.

¡Una al mes!
Ya no digo una a la semana… ni con días de 50h podría hacer semejante hazaña.

 

Verás, a mi lo que me gusta es divulgar. Divulgar, romper mitos y ver cómo las personas mejoran su calidad de vida.

Las transformaciones, eso me encanta.
Que mi prima con SII sea capaz de comer comida real y sin que le duela la barriga, no tiene precio.

Lo cierto es que podría publicar más a menudo si escribiese los post más pequeños, sin leerme 30 estudios sobre el tema y enumerando los “7 errores clave que te impiden bajar de peso”. Pero escribir 💩 no es el objetivo de este blog. A mí me gusta eso del método científico. Soy una ciencinazi, lo admito.

Pero a lo que voy, que me enrollo:

Si bien no puedo subir artículos en Be sapiens más a menudo, sí que puedo contarte cosillas sobre nutrición y sobre ciencia de una forma más informal, sin tanto estudio. Algo así como un “diario de una joven nutricionista”, o “las crónicas de una mona sapiens”: un par de emails a la semana (sin compromisos, lo vamos viendo); cortitos, que no quiero aburrirte, y unos cuantos chistes malos.

¿Cómo lo ves?

Si quieres que te escriba, o si te has quedado con ganas de ver más fotos de Miausa y Tigretón, sólo tienes que darme tu email:

 

Al suscribirte también te avisaré cada vez que suba una publicación o haya alguna novedad importante. Esto suele ocurrir una vez cada 400 años… así que es bastante útil tener un recordatorio en tu bandeja.

También me gusta leer vuestros mensajes y comentarios. Si tienes cualquier duda o simplemente te apetece decirme hola, no dudes en hacerlo. Me encanta leeros y respondo rápido (todavía no somos tantos 😉). Puedes escribirme respondiendo a cualquiera de mis emails, enviando un mensaje a [email protected] o rellenando el formulario de aquí abajo.

¡Un saludiño!